Search for content, post, videos

¿Sabes lo que implica que tu reloj tenga «swiss made»?

¿Cuántas veces hemos visto en la carátula o al reverso de nuestro reloj «Swiss Made«, hacemos la traducción «Hecho en Suiza» y ahí se acaba el tema. Lo cierto es que para que esa leyenda aparezca necesitas algo más que se haga en el país de los chocolates, quesos y relojes.

Esta leyenda es una denominación de origen protegida por las leyes suizas y tratados internacionales, es lo mismo que pasa con la denominación de origen de los vinos, o en el caso de México, el tequila.

Claramente existen algunos criterios que deben cumplir los relojes para que se hagan acreedores a esta distinción.

  • Tener un movimiento (mecanismo) hecho en Suiza.
  • El movimiento del reloj se introduce en la caja del reloj en Suiza.
  • El fabricante realiza las pruebas finales del reloj en Suiza.

En la actualidad existen muchas marcas (sobre todo fashion) que se lee «Swiss Made», claro que sus relojes se manufacturan en otras partes como China, Japón o Estados Unidos. ¿Sabes cómo puedes saber si es verdad? Lo más certero es abrir el reloj, o en alguna parte del reloj tienes que encontrar  «Swiss Movement», otros ponen algo «Swiss Quartz», eso no tiene validez. Se hace de todo para lograr una réplica perfecta, o imperfecta, da igual para el consumidor de productos fake, el compra sueños y no calidad.

Tener un reloj suizo, es tradición. Claro que los suizos no son los únicos en hacer piezas extraordinarias, eso lo reconoce hasta la Federación de la Industria de la Relojería Suiza.